INSTITUCIONAL → Ideario


Introducción

El presente texto pretende reflejar, a modo de carta de presentación, la identidad del Colegio San Pablo. Identidad plasmada ya desde su fundación y que debe estar presente y mantenerse viva en cada espacio y en cada persona de la institución.

El Colegio San Pablo, sito en la ciudad de Zárate, Provincia de Buenos Aires, es una institución educativa de propiedad del Obispado de Zárate Campana, que goza de reconocimiento oficial, en sus tres niveles: Inicial (DIPREGEP 5409), Primario ((DIPREGEP 1888), Secundario (DIPREGEP Nº 6878 y 3715) y se integran al sistema educativo provincial.

El Colegio San Pablo es una institución confesional de la Iglesia Católica Apostólica Romana, y su objetivo es formar una comunidad de hombres y mujeres: los alumnos y sus familias, el personal auxiliar y administrativo, docentes y directivos que comparten un mismo proyecto educativo y unen sus esfuerzos para hacerlo realidad bajo la luz de Cristo.

Es por eso que compartimos con ustedes este documento, para que sea conocido, reflexionado y respetado por cada uno, a fin de contar con el acuerdo y el apoyo de todos los miembros de la comunidad educativa para lograr los objetivos aquí planteados.

Breve Historia

Comienza en el año 1983 cuando un grupo de padres solicitaron al Obispado la apertura de una Escuela para varones en respuesta a la necesidad de ese momento; la que funcionó en los salones de la Parroquia Nuestra Señora del Carmen.

En al año 1986 el Obispado presta una casa de retiros en el barrio Bosch y hacia allí se traslada el Colegio, con el desafío de tener que llevar adelante un cambio esperado por todos: que la escuela fuese mixta.

La distancia y las pocas posibilidades de crecimiento hacen que al año siguiente se produjera una nueva mudanza: a la calle 25 de Mayo 352 donde la matrícula aumenta considerablemente, lo que obliga a acomodaciones edilicias. Pero el edificio propio era una meta que todavía no se vislumbraba, se seguía trabajando con fe en el Señor quien siempre estuvo al lado de quienes para “El y los niños trabajan”.

Corre el año 1991 y el sueño del edificio comienza a hacerse realidad pues se concreta la compra de tres terrenos en Rawson 155 colocándose el 12 de octubre de dicho año la piedra fundamental. Desde entonces se trabaja sin desmayos, confiando en Dios y su providencia, con el apoyo importantísimo de los padres.

Muchas fueron las dificultades, pero nada hizo que los ánimos decayeran sino, por el contrario, ellas solidificaban el entusiasmo y las ansias de ver hecho realidad este Colegio para el que todos trabajaban.

La obra se inauguró el 1º de Julio de 1995. La misma permitía albergar en ese momento a los 564 alumnos de Nivel Primario, contando con espacios acordes a la escuela moderna: talleres de Computación, Inglés, Computación para padres, patio cubierto y descubierto y todo aquello que se necesitaba para fomentar el interés de los niños.

CRECER, SIEMPRE CRECER...:

El afán de crecimiento no es sólo edilicio y muestra de ello es el hecho de que en el año 1993 se inaugura el Nivel Medio que funciona un año en salones de la Parroquia del Carmen, en 1995 pasa a la calle 25 de Mayo 352, con 207 alumnos, y luego al nuevo edificio de Rawson 155, en el año 1996.

Pero aquí no se detiene ese afán ya que para el ciclo lectivo de 1996 se inaugura el jardín "CRECIENDO JUNTOS" con 3 salas y 84 alumnos. Construido sobre dos terrenos en calle Ituzaingó entre Rawson y Gallesio, adquiridos en 1995, el tercer terreno se adquiere en 1998. Hoy el Jardín posee once salitas.

Para ello se trabajó arduamente en la continuidad de este edificio y el nuevo sobre calle Rawson, con el planteo de objetivos claros que atienden a las pautas básicas de la Reforma Educativa y a la articulación de niveles como también a la solidificación del carisma católico del Colegio y de su lema: "Ayudar a crecer en el ser".

A fin de que los alumnos posean otro espacio para Educación Física, se compra terreno en el año 2004 sobre calle Belgrano, en el que se efectúan los arreglos necesarios, baños para varones y mujeres y un pañol para guardar materiales.

En diciembre 2006 y ante la necesidad de contar con un amplio Laboratorio de Física y Química con aula incluida, se adquiere una propiedad en terreno lindero sobre calle Ituzaingó, la que se adapta para instalar el actual laboratorio y construyéndose además una Sala de Video.

Nuestra Identidad
Visión:

Desde sus comienzos el objetivo primordial del Colegio es la formación integral de hombres y mujeres, que formados en los valores de Evangelio sean capaces de promover una transformación social.

  • Reconocemos en la escuela un medio privilegiado para la formación integral del hombre, en cuanto que ella es un centro donde se elabora y transmite una concepción específica del mundo, del Hombre y de la historia. (1)
  • Como Iglesia colaboramos, a través de una radical conversión a la justicia y el amor, a transformar desde dentro las estructuras de la sociedad pluralista que respeten y promuevan la dignidad de la persona humana y le abran la posibilidad de alcanzar su vocación suprema de comunión con Dios y de los hombres entre sí. (2)
Principios:

El fin primordial de la institución es procurar la educación cristiana integral de sus alumnos:

Como colegio argentino:

Entiende a la escuela como “ámbito específico de formación integral de la persona humana”,(3) “cultivando con asiduo cuidado las facultades intelectuales, desarrollando las capacidades, respetando el patrimonio de la cultura”. (4)

Procura que sus docentes posean y transmitan “una concepción específica del mundo, del hombre, de la historia”,(5) lo que le conferirá “autoridad para educar”.(6)

Cumple con las reglamentaciones vigentes y procura responder de ese modo a la confianza que en él han depositado las familias.

Como colegio católico:

Proclama a Jesucristo como centro de su proyecto educativo.

Organiza e imparte enseñanza religiosa sistemática según los programas que determina la Conferencia Episcopal Argentina y de acuerdo a las orientaciones del Obispado de Zárate Campana.

Se constituye en comunidad educativa procurando que sus miembros, particularmente los docentes, comprendan que se transmite no la propia doctrina, sino la enseñanza de Jesucristo.

Fomenta un sistema de relaciones interpersonales enteramente evangélicas.

Nuestra Misión:

Siguiendo el ejemplo de Jesús -“el Maestro”-, estamos convencidos que educar es evangelizar y evangelizar es humanizar. De esta triple tarea, surge nuestra misión:

Anunciar el Evangelio de manera tal que garantice la relación entre fe y vida, tanto en la persona individual como en el contexto socio-cultural en que las personas viven, actúan y se relacionan entre si.(7) Debemos procurar que la fe, plenamente anunciada, pensada y Vivida, llegue a hacerse cultura. (8)

El proceso educativo ha de realizarse a través de una pedagogía que sea experiencial, participativa y transformadora. Que promueva el protagonismo a través de la metodología del ver, juzgar, actuar, revisar y celebrar. Tal pedagogía ha de integrar el crecimiento de la fe en el proceso de crecimiento humano, teniendo en cuenta los diversos elementos como el deporte, la fiesta, la música, el teatro. (9)

Asumiendo el desafío de fortalecer la estrecha colaboración con los padres de familia y procurar una educación de calidad, es necesario insistir en el auténtico fin de toda escuela: Ella está llamada a transformarse en un lugar privilegiado de formación y promoción integral, mediante la asimilación sistemática y crítica de la cultura, cosa que logra mediante un encuentro vivo y vital con el patrimonio cultural. (10)

Constituye una responsabilidad estricta de la escuela poner de relieve la dimensión ética y religiosa de la cultura. La educación humaniza y personaliza al ser humano cuando logra que éste desarrolle plenamente su pensamiento y su libertad, haciendo fructificar en hábitos de comprensión y en iniciativas de comunión con la totalidad del orden real. De esta manera, el ser humano humaniza su mundo, produce cultura, transforma la sociedad y construye la historia. (11)

Cuando hablamos de una educación cristiana entendemos que el maestro educa hacia un proyecto de ser humano en el que habite Jesucristo. La Iglesia está llamada a promover una educación centrada en la persona humana que es capaz de vivir en la comunidad, aportando lo suyo para su bien. En el proyecto educativo de la escuela católica, Cristo, el hombre perfecto, es el fundamento, en quien todos los valores humanos encuentran su plena realización, y de ahí su unidad. (12)

(1) Cfr. La Educación Católica Nº 8

(2) Cfr. Documento de Puebla Nº 1206

(3) La Educación Católica Nº 26 Sagrada Congregación para la Educación Católica

(4) Gravissimun Educationis, Nº 5 Concilio Vaticano II

(5) La Educación Católica Nº 8

(6) La Educación Católica Nº 29

(7) Documento de Aparecida Nº 331

(8) Documento de Sto. Domingo Nº 229

(9) Documento de Sto. Domingo Nº 119

(10) Documento de Aparecida Nº 329

(11) Documento de Aparecida Nº 330

(12) Documento de Aparecida Nº 332, 334, 335


Organización

Para alcanzar dichos objetivos, el Colegio ha ido creciendo y se ha organizado según los siguientes niveles, orientaciones, proyectos Institucionales y por Nivel:

  • Niveles y Orientaciones
    • Nivel Inicial
    • Primaria
    • Secundaria: Básica y Secundaria Superior Orientada: Artes Visuales (AV), Economía y Administración (E y A), Ciencias Naturales (CN)
  • Proyectos Institucionales
    • Pastoral
    • Radio
    • Filosofía con niños y jóvenes
    • Informática
    • Otros que surjan de las necesidades Institucionales y/o emanadas del Ministerio de Educación (Ej. Hacia un Bicentenario en Justicia y Solidaridad, año 2010
  • Proyectos propios de cada Nivel del Colegio
  • El Colegio San Pablo en su faz organizativa, administrativa y pedagógica cuenta con:
    • Dos Representantes Legales
    • Director Institucional. Equipos de Conducción de cada Nivel. Secretarios. Docentes y Profesores de cada una de las materias curriculares y extracurriculares. Preceptores. Bibliotecarios. Personal de Psicología. Coordinador de Medios (Página Web, radio, sala de conferencia y de video, laboratorio físico-químico y de informática, otros)
    • Capellán. Coordinador de Catequesis. Agentes de Pastoral
    • Administración
    • Encargado. Personal de maestranza y Personal de mantenimiento

San Pablo fue un apóstol audaz, capaz de salirse de los esquemas conocidos para lanzarse a nuevos horizontes, vivir plenamente en Cristo y anunciar su luz a todos los pueblos.

Su gran anhelo es que todos sean un sólo Cuerpo en Cristo, y para ello fundó comunidades que son el signo de la Iglesia y de la unidad, del Cuerpo. La fundación de comunidades es inseparable de su tarea apostólica. Las comunidades son el sello del apostolado de Pablo, su obra en el Señor, sus Cartas escritas con el Espíritu de Dios viviente.

Colegio San Pablo [Rawson 155 - Zárate - Buenos Aires - Argentina] , info@colegiosanpablo.edu.ar , Te: +54 03487 426052

Obispado Zárate Campana